Catálogo

Información

Olivaterapia

Esencia de vida

Cultivado desde tiempos inmemorables por el hombre, el olivo goza actualmente de una gran reputación gracias a sus reconocidos beneficios a nivel terapéutico. Las partes del olivo utilizadas para esta línea son las hojas y el fruto. En cuanto a composición, las hojas contienen sales minerales, lípidos neutros, fosfo y glucolípido...

Esencia de vida

Cultivado desde tiempos inmemorables por el hombre, el olivo goza actualmente de una gran reputación gracias a sus reconocidos beneficios a nivel terapéutico. Las partes del olivo utilizadas para esta línea son las hojas y el fruto. En cuanto a composición, las hojas contienen sales minerales, lípidos neutros, fosfo y glucolípidos, flavonoides (olivina, rutina, heterósidos de apigenina y luteolina) y principalmente iridoides. A estos se les considera como los principales componentes activos. En cuanto al fruto, este es rico en ácidos grasos insaturados (ácido oleico, linoleico, etc,..), saturados (palmítico, steárico, etc) y una fracción insaponificable que contiene esteroles (sitosterol, colesterol, estigmasterol, etc), tocoferoles, triterpenos y pigmentos. Además posee una porción de secoiridoidicos.

Estos componentes son minoritarios pero de un gran valor, ya que son los responsables de la elevada estabilidad. Tanto hojas como frutos son ricos en Vitaminas A, D, E y K. En cuanto a sus vitaminas, podemos resaltar que gracias a la vitamina A se evitan queratinizaciones, descamaciones y sequedad de la piel, por lo que es importante tanto como protectora como favorecedora de la elasticidad de la piel. La Vitamina E en forma de tocoferol en el olivo, posee un gran poder antioxidante. Emoliente, suavizante y protector, también puede aplicarse en quemaduras, excoriaciones y para evitar el dolor provocado por las picaduras de insectos

Más

Olivaterapia  Hay 6 productos.

Mostrando 1 - 6 de 6 items